Una de las inversiones inmobiliarias estrella que se llevan a cabo en nuestro país es la compra de inmuebles para reformar. Sin embargo esta actividad no es precisamente sencilla. Hay que tener ciertos conocimientos para sacar el máximo provecho.

En Inversiones Inmobiliarias AIO vamos a explicarte qué es lo que has de saber antes de comprar para reformar. ¿Quieres ponerte al día sobre este tema? En ese caso, sigue leyendo.

Pasos a seguir antes de comprar para reformar

Conocer el mercado inmobiliario

El único modo de asegurarse una buena compra es conocer previamente el mercado inmobiliario en el que queremos adentrarnos. Para estos casos se aconseja dedicar por lo menos un mes previo a la compra a estudiarlo. Puedes contar con la ayuda de un experto o intentar obtener toda la información posible por otros medios. Por ejemplo:

  • Consultando la venta de viviendas en esa zona.
  • Acercándote a agencias en las que consultar a agentes inmobiliarios.

De esta manera te resultará más sencillo encontrar las viviendas que más pueden interesarte comprar para reformar.

Saber cómo funciona el proceso de financiación y de cuánto dinero vamos a disponer

No podemos lanzarnos a comprar para reformar si no sabemos si obtendremos financiación para ello. Aunque el precio de estas viviendas suele ser inferior, no hay que olvidar que incluye una serie de gastos asociados que debemos asumir. Como por ejemplo llevar a cabo todo el proceso de reforma.

Cuando ya hayas oteado el mercado inmobiliario y sepas en qué precios se sitúan las propiedades será el momento de solicitar información sobre posibles préstamos hipotecarios. Hay que acudir a una entidad financiera y comprobar si es posible que obtengamos un préstamo con nuestro perfil económico. Para ir con parte del trabajo hecho no dudes en investigar las condiciones de diferentes préstamos y en ir reuniendo la información que se te solicitará para concederte cualquiera de ellos.

Ten los pies en la tierra

Muchas personas creen que recuperarán el dinero inmediatamente una vez hayan acabado con la reforma del inmueble que han comprado. Pero por desgracia esto no es siempre así. De ahí que sea vital que nos demos un baño de realidad para poder apostar por este tipo de inversiones inmobiliarias.

Piensa que tu inmueble, igual que los del resto del mundo, está sujeto a los vaivenes del mercado. Y puede que en el momento en el que apuestes por esta inversión éste no es encuentre en su mejor momento.

Por eso hay que tener presentes:

  • Los gastos que nos va a implicar tener la casa desocupada y sin vender durante un periodo de tiempo largo.
  • Las tasas que se pagan por este tipo de vivienda.
  • Comprobar si el esfuerzo económico merece la pena.

No perder nunca de vista le motivo que nos ha llevado a ser inversionistas inmobiliarios

Durante el tiempo que dure el proyecto inmobiliario en el que nos hemos encargado deberemos de tener siempre presente cuál ha sido el motivo que nos ha conducido a comprar para reformar.

  • Si nuestro fin es alquilarla, deberemos de comenzar con las reformas lo antes posible y pensar en cómo vamos a publicitar el inmueble mientras tanto.
  • En caso de haber comprado con la intención de vender vete buscando un buen agente inmobiliario que pueda ayudarte en el proceso cuando hayas acabado con la reforma.

Si quieres evitar coger cariño a tu primer proyecto de compra para reforma es importante que lo vendas o alquiles lo antes posible. De esta manera evitas que se creen lazos.