Si tenemos algo de dinero ahorrado el único modo de sacarle rentabilidad es invirtiéndolo. El tipo de operaciones que se pueden realizar son muchas y muy variadas. Se puede apostar por la bolsa, por un fondo de inversión, por bonos, inversiones de bajo riesgo y por supuesto por invertir en inmobiliaria y bienes raíces parte de nuestro capital.

No hay que olvidar que durante los últimos años hemos visto con nuestros propios ojos el riesgo que asumimos cuando invertimos en fondos o en acciones. Los inversores que no gustan del riesgo también han visto como las cuentas de ahorro de toda la vida han dejado de aportar beneficios. Sin embargo, y a pesar de la crisis económica la inversión en bienes raíces ha seguido ofreciendo sus frutos. Desde Inversiones Inmobiliarias AIO creemos que invertir en inmobiliaria tiene grandes ventajas frente a otro tipo de acciones. ¿Te gustaría saber el motivo?

Te lo contamos a continuación.

Motivos por los que invertir en inmobiliaria

Obtener beneficios de nuestros ahorros

Siempre hemos escuchado, desde que éramos pequeños, que hay que ahorrar un poquito cada mes. Esta es la única manera de conseguir algo de dinero para hacer frente a imprevistos o darnos un capricho. Sin embargo no nos han enseñado del mismo modo que para sacar beneficios a esos ahorros hay que invertirlos. Y hacerlo en inmobiliaria es una gran opción. A día de hoy los intereses que obtenemos por una cuenta de ahorro son prácticamente nulos, por lo que no compensa tener nuestro dinero muerto de la risa en un banco.

En cambio invertir en comprar una propiedad o en bienes raíces puede ser mucho más lucrativo para nosotros. El capital irá aumentando paulatinamente y podremos alquilar la propiedad para ir amortizando los gastos con mucha más rapidez. Además, llegado el caso, esta siempre puede venderse y obtener liquidez a cambio.

Por qué invertir en inmobiliaria

Libres de los altibajos de las monedas locales

Uno de los mayores problemas que tienen los ahorradores es la devaluación que sufre la moneda con el paso del tiempo. Este hecho hace que el dinero que vamos amasando con mucha dificultad vaya perdiendo valor poco a poco. Y esta situación empeora todavía más en épocas de crisis.

El mercado inmobiliario, por norma general, se suele tasar por medio de la comparación con el mercado regional o internacional. Es cierto que la burbuja inmobiliaria afectó a los precios de las viviendas pero el motivo fue la sobrevaloración de los bienes raíces.

En general el mercado inmobiliario está protegido de los cambios en el valor de las monedas regionales o locales.

Amortización más rápida y posteriores ganancias aseguradas por medio del alquiler

Quizá uno de los beneficios más claros y directos que ofrece la compra de inmuebles es el alquiler. Durante los últimos dos años el alquiler de las viviendas en España se ha duplicado e incluso triplicado en las grandes ciudades. Barcelona y Madrid son un ejemplo de esta situación.

Los bienes raíces no solo aumentan su valor conforme pasan los años, sino que además se pueden sacar beneficios directos por medio del alquiler. Y no solo de viviendas. También de plazas de garaje, locales comerciales, oficinas, etcétera. Sin embargo hoy en día el sector que mejor funciona en nuestro país es el de los inmuebles.

Empresas como Airbnb han logrado que el turismo vacacional se dispare en las grandes ciudades españolas y que a cambio se obtengan pingues beneficios por este tipo de alquileres. Sin embargo la falta de regulación y el exceso de viviendas ha convertido este sector en una apuesta con la que hay que tener cuidado.

A pesar de que el sector del turismo vacacional ofrece mucho capital en poco tiempo, lo cierto es que poco a poco el importe que se obtiene por el alquiler de larga duración va ofreciendo unos beneficios muy similares a este.

Por medio del alquiler se logra amortizar deuda (si la propiedad todavía tiene hipoteca) y se obtienen beneficios directos más rápido y de forma más segura que otros métodos de inversión. Por ejemplo la bolsa.

Por qué invertir en inmobiliaria

Conseguir una jubilación digna

Todos sabemos la situación tan negativa que están viviendo las pensiones en nuestro país. El Gobierno no se corta e invita a los ciudadanos a que inviertan su capital en pensiones privadas. Pero no nos engañemos. La mayor parte de ellos ni siquiera tienen dinero suficiente como para llegar a fin de mes. Y por tanto mucho menos para invertir en una pensión privada. En una situación tan gris donde la pensión pública cada vez es más probable que desaparezca (a pesar de la mínima subida que ha aprobado el Estado a raíz de las quejas multitudinarias de los jubilados por toda España), invertir en un inmueble puede ser la solución.

Por suerte hoy en día invertir en inmuebles no implica únicamente la compra directa. Hay opciones tan interesantes como el crowdfunding que permiten que todo tipo de perfiles económicos puedan invertir en ladrillo. Por medio de este sistema se pueden hacer aportaciones de hasta 50 € a través de las cuales se adquiere una vivienda con aportaciones variadas de diferentes usuarios. Un ejemplo de este tipo de plataformas es Housers. Esta plataforma se encarga de poner inmuebles a la venta. El inversor obtiene dinero por medio de un alquiler inicial y posteriormente con la venta del inmueble. La plataforma solo cobra un porcentaje a los usuarios una vez se formaliza la venta. Este porcentaje depende de la cuantía económica que se haya conseguido por la vivienda.

Echa un vistazo a nuestro apartado de noticias

En Inversiones Inmobiliarias AIO nos gusta tenerte al día de las últimas noticias sobre el mercado inmobiliario. De ahí que tengamos una sección dedicada especialmente a ello donde podrás encontrar información interesante. Te ponemos algunos ejemplos: